Las detenciones de inmigrantes brasileños que ingresan ilegalmente a EE. UU. aumentaron en 2019

[ad_1]

(CNN) — El número de brasileños arrestados por la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos en todo el país se disparó el año pasado a alrededor de 18.000, en comparación con aproximadamente 1.600 el año anterior, según los datos proporcionados por Aduanas y Protección Fronteriza y datos históricos.

El número de arrestos superó con creces cualquier año desde 2007. El máximo anterior fue de alrededor de 3.200 en el año fiscal 2016, según los datos disponibles. El aumento en los brasileños que ingresan ilegalmente a EE. UU. se produjo en medio de un aumento general de migrantes que llegaron a la frontera sur impulsados en gran parte por familias migrantes centroamericanas que se dirigían al país norteamericano.

El subsecretario interino de Seguridad Nacional, Ken Cuccinelli, dijo el martes durante una sesión informativa en el Centro de Prensa Extranjera del Departamento de Estado que Estados Unidos está en “conversaciones en curso” con Brasil sobre un número creciente de sus ciudadanos que llegan a la frontera entre Estados Unidos y México.

Durante los primeros dos meses del año fiscal 2020, octubre y noviembre, la Patrulla Fronteriza detuvo a más de 3.000 brasileños, siguiendo el ritmo de los números del año pasado.

MIRA: Protestas por negación a la vacunación gratuita a inmigrantes en centro de detención

“Tenemos un diálogo abierto con ellos. Los temas de inmigración continúan siendo discutidos activamente con Brasil. Resaltaré que estamos viendo aparecer a más brasileños en la frontera sur y eso está aumentando la intensidad del lado estadounidense al desafío que enfrentamos en este momento en esa parte del país”, dijo Cuccinelli en respuesta a una pregunta sobre si Estados Unidos planea alcanzar un acuerdo con Brasil similar al de Guatemala.

En los últimos meses, la administración ha estado en conversaciones con los países del Triángulo del Norte de Guatemala, Honduras y El Salvador para enviar a esos países a los migrantes que buscan asilo en la frontera entre Estados Unidos y México. En noviembre, la administración Trump envió al primer migrante a Guatemala como parte de su acuerdo con el país para aceptar a los migrantes que buscan asilo en Estados Unidos.

Las políticas implementadas el año pasado para disuadir a los migrantes de acercarse a la frontera entre Estados Unidos y México han excluido en gran medida a los brasileños.

En general, más de 850.000 migrantes fueron detenidos en la frontera sur en 2019. Hubo un aumento en los migrantes de países suramericanos, particularmente Brasil, así como Ecuador y Venezuela, según los nuevos datos.

LEE: Guatemala recibió cinco vuelos nuevos con migrantes deportados de EE.UU.

En el año fiscal 2019, la Patrulla Fronteriza detuvo a 13.198 ecuatorianos, en comparación con 1.613 en 2018. Hubo 2.257 venezolanos detenidos el año pasado, en comparación con 126 el año anterior.

Ni el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza ni el Departamento de Seguridad Nacional proporcionaron detalles o análisis adicionales sobre la razón detrás del aumento en estas detenciones.

Paulo Sotero, director del Instituto Brasil del Centro Wilson, dijo a CNN que Brasil ha enfrentado problemas económicos durante años, con un alto desempleo y un bajo crecimiento, lo que lleva a una migración continua a Estados Unidos.

“Este es un país, incluso en momentos como este, cuando tienes un líder que habla de construir muros, que es el país más atractivo para los inmigrantes en el mundo, ilegales o legales”, dijo sobre la migración a Estados Unidos.

La elección presidencial brasileña de 2018, que llevó al poder a Jair Bolsonaro, fue un evento importante, dijo Sotero, dado que el nuevo gobierno hizo promesas incumplidas sobre la creación de oportunidades económicas y la apertura de mercados.

La victoria de Bolsonaro se produjo en medio de una recesión prolongada, el aumento de las tasas de criminalidad y los escándalos de corrupción generalizados, y siguió a una de las campañas políticas más polarizadoras y violentas en la historia de Brasil.

LEE: El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, se somete a un procedimiento por posible cáncer de piel

El comisionado interino de Aduanas y Protección Fronteriza, Mark Morgan, dijo el lunes que el enfoque de la administración el año pasado fue abordar el aumento de familias de los países del Triángulo del Norte. Sin embargo, dijo, la agencia también está monitoreando un aumento en las familias mexicanas, así como la llegada de migrantes de Brasil, Haití y países africanos.

Los contrabandistas y los carteles están “modificando constantemente su enfoque para seguir ganando dinero y explotar a los migrantes de todas partes”, dijo Morgan.

Morgan también dijo que la agencia estaba considerando expandir el programa de Protocolos de Protección Migratoria, también conocido como “Permanecer en México”, a poblaciones demográficas adicionales. El programa permite a la administración enviar inmigrantes a México mientras esperan sus procedimientos judiciales de inmigración en Estados Unidos.

Solo los migrantes de países de habla hispana se han inscrito en el programa, por lo tanto, los brasileños han sido excluidos, según una fuente del Departamento de Seguridad Nacional.

MIRA: Jair Bolsonaro criticó y llamó “mocosa” a Greta Thunberg

“Estamos seguros de que el tipo de enfoque y las mismas iniciativas que estamos aplicando con las familias de los países del Triángulo del Norte, específicamente, también podremos aplicar esas mismas iniciativas con otras características demográficas”, dijo Morgan.

Priscilla Alvarez de CNN contribuyó a este informe.

[ad_2]

Source link

Leave a Response